Las reflexiones de la Abuela

MENOS ES MÁS.

Aquí una servidora, la que da voz a elbolsillodemiAbuela, ha descubierto su filosofía de vida a sus veinte y tantos años. Menos es más.

Bueno, considero que eso es algo que uno lleva dentro según como ha sido educado y su entorno en general. El tema es que somos una sociedad que nos arrastra a otro camino. Nos convencen de que la felicidad está en tener muchas cosas: una casa lujosa, mucha ropa, un buen coche, comprar cosas que creemos necesitar (porque así nos lo venden), tener el mejor Smartphone, ordenador, Tablet, patinete, y más y más…

Pero me he dado cuenta de que vivir con menos aporta más. ¿Por qué me he dado cuenta? Pues bien, yo no soy una experta en la vida pero sí muy observadora. Me gusta reflexionar mucho. Y un día me di cuenta de que tenía muchas cosas buenas en mi vida pero había una que no me dejaba ser feliz del todo. Tenía un trabajo que no me estaba dejando serlo.

Y me preguntaba por qué no, si era un trabajo cómodo y, además, me pagaban muy bien. Seguramente el trabajo ideal para muchos: poco trabajo y un buen salario.

Pero no, para mí no lo era. Yo consideraba que no había dedicado más de 20 años de mi vida a formarme para tener un trabajo dónde no crecía ni personal ni profesionalmente, por muy bien que me pagaran. Entonces me di cuenta de que ahora era el momento de actuar, mañana es demasiado tarde.

Esa decisión me ha enseñado que como dice la famosa frase: “No es más rico el que más tiene, sino el que menos necesita”. Renunciar a ese trabajo hizo que tomara el control de mis finanzas y, únicamente, tuvo como consecuencia “negativa” (que personalmente no me lo parece) tener que renunciar a poder comprar más cosas innecesarias en mi vida.

Por más que te quieran convencer, no necesitas lo mejor de lo mejor del mercado ni cada vez más y más.

Hay otra frase que me gusta mucho y es: no trabajes por dinero, haz que el dinero trabaje para ti.

El objetivo de este blog es volver a esa esencia en la forma de vida de nuestros abuelos. Ellos eran felices con mucho menos. No necesitaban para vivir tantas cosas como hoy queremos acumular.

La felicidad no es tener muchas cosas materiales, eso nos quieren hacer creer. Y llenamos muchos vacíos personales así. Permíteme que te diga que por más comprar, los vacíos no se van a llenar.

Tampoco se trata de tener una vida mediocre, ser tacaño ni nada de eso. Se trata de centrarse en lo que verdaderamente importa. Cambiar tu relación con el dinero y tomar las riendas de tu economía para conseguir todo aquello que te propongas.

Joven Economista. Valenciana de cuna. Experta en nada. Observadora en todo. Admiradora de las abuelas y los abuelos, sabios y eternos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *